Blog Image

Rafael Latorre Sánchez

Obligaciones del Reglamento de la Madera de la U.E.

Varios Posted on Tue, February 27, 2018 19:37:58

España debe introducir en su ordenamiento jurídico el Reglamento aprobado por la Unión Europea y ello, conlleva a tener las siguientes obligaciones, dependiendo de que clase de postura se tenga.

AGENTE:

Reglamento
EUTR, lo define como, la persona física o jurídica que comercializa por primera
vez en el mercado interior madera o productos de la madera, ya sean agentes
nacionales o agentes importadores.

Los
agentes se clasifican según la siguiente tipología:

Agente
nº 1: Propietarios forestales (privados o públicos) que comercializan productos
de madera aprovechados en su propio monte o superficie forestal (venta en
cargadero).

a)
Agente n.º 1.1: Propietario forestal que cuenta con un certificado de gestión forestal
sostenible reconocido válido para el monte del cual se aprovecha el producto
comercializado.

b)
Agente n.º 1.2: Propietario forestal que no cuenta con un certificado de
gestión forestal sostenible reconocido en el monte del cual se aprovecha el producto
comercializado.

Agente
nº 2: Rematantes forestales y propietarios forestales (privados o públicos) que
comercialicen productos de madera aprovechados fuera de su monte o superficie
forestal.

a)
Agente n.º 2.1: Rematante o propietario forestal que cuenta con un certificado
de cadena de custodia reconocido u otro certificado equivalente de madera
procedente de fuente controlada legalmente que cubre, al menos el 70% del
volumen de la madera comercializada.

b)
Agente n.º 2.2: Rematante o propietario forestal que no tiene cubierto al menos
el 70% del volumen de la madera comercializada con un certificado de cadena de
custodia reconocido u otro certificado equivalente de madera procedente de
fuente controlada legalmente.

Agente
nº 3: Industrias forestales o empresas (excepto rematantes) que comercializan
productos de madera en los que, al menos el 70 %, de su volumen, se encuentra
certificado con un sistema de cadena de custodia reconocido u otro certificado
equivalente de madera procedente de fuente controlada legalmente.

Agente
nº 4: Industrias forestales o empresas (excepto rematantes) que comercializan
productos de madera en los que menos del 70 % de su volumen se encuentra
certificado con un sistema de cadena de custodia reconocido u otro certificado
equivalente de madera procedente de fuente controlada legalmente.

Están
obligados a desarrollar un sistema de diligencia debida que permita acreditar
el origen legal de la madera comercializada. Esta diligencia debida podrá ser
ejercida de manera individual, por el propio agente, o a través de las
denominadas Entidades de supervisión.

Hasta
la fecha (octubre 2015) la Comisión Europea ha designado doce Entidades de
Supervisión, de las cuales pueden operar en España las siguientes ocho:


AENOR (Asociación Española de Normalización y Certificación)

 NEPCon

 Control Union

 Bureau Veritas

 SGS United Kingdom Limited (excepto Italia)


Soil Association Woodmark NEPCon (todos los Estados miembros de la UE)


BM TRADA Latvija


DIN CERTCO Gesellschaft für Konformitätsbewertung mbH

COMERCIANTE:

Reglamento
EUTR, lo define como, cualquier persona física o jurídica que en el transcurso
de una actividad comercial, venda o adquiera en el mercado interior madera o
productos de la madera ya comercializados.

Tendrán
la obligación de asegurar durante un plazo de cinco años la trazabilidad de su
cadena de suministro, es decir, deberán poder reconocer a los agentes o
comerciantes que les hayan suministrado madera y, cuando proceda, a los
comerciantes a los que hayan suministrado madera.

A
la vista de lo dispuesto en este Reglamento, entendemos que los comerciantes,
deben de solicitar a sus proveedores la licencia FLEGT, o el certificado de que
la madera proviene de una explotación legal, guardando dicho certificado junto
con la factura de compra.

En
cuanto a la trazabilidad, deberán tener un sistema que pueda justificar donde
se ha vendido la madera comprada, por lo cual, o bien guarda una copia de la
factura de compra junto a las facturas de ventas correspondientes a dicha
compra, o bien realiza un listado que identifique donde se ha vendido la madera
comprada.



Cobro de las Bolsas de Plástico a los Consumidores

Varios Posted on Tue, February 27, 2018 19:33:04

La
normativa europea “Directiva (UE) 2015/720 del Parlamento Europeo y del
Consejo, de 29 de abril de 2015, por la que se modifica la Directiva 94/62/CE
en lo que se refiere a la reducción del consumo de bolsas de plástico
ligeras.”, publicada para reducir el consumo de bolsas de plástico, ha de ser
traspasada al ordenamiento jurídico español, pero a fecha de hoy, lo único que
hay es un Proyecto de Real Decreto, por el que se regulará, la fórmula para
reducir el consumo de bolsas de plástico.

El
Proyecto de Real Decreto, define varios tipos de bolsas de plástico en su
artículo 3:

a)
“bolsas de plástico”: bolsas, con o sin asa, hechas de plástico, proporcionadas
a los consumidores en los puntos de venta de bienes o productos;

b)
“bolsas de plástico ligeras”: bolsas de plástico con un espesor inferior a 50
micras;

c)
“bolsas de plástico muy ligeras”: bolsas de plástico con un espesor inferior a
15 micras, que son necesarias por razones de higiene, o que se suministran como
envase primario para alimentos a granel, como fruta, legumbre, carne, pescado,
entre otros, cuando su uso contribuye a prevenir el desperdicio de estos
alimentos;

d)
“bolsas de plástico fragmentable”: bolsas de plástico fabricadas con materiales
plásticos que incluyen aditivos que catalizan la fragmentación del material
plástico en microfragmentos. Se incluye en el concepto de plástico fragmentable
tanto el plástico oxofragmentable como el fotofragmentable, el
termofragmentable y el hidrofragmentable.

e)
“bolsas de plástico compostables”: bolsas de plástico que cumplan los
requisitos de la norma europea EN 13432:2000 «Envases y embalajes. Requisitos
de los envases y embalajes valorizables mediante compostaje y biodegradación.
Programa de ensayo y criterios de evaluación para la aceptación final del
envase o embalaje».

Las
medidas que dicta dicho Proyecto de Real Decreto en su artículo 4 son las siguientes:

1.
A partir del 1 de marzo de 2018:

a)
Se prohíbe la entrega gratuita a los consumidores de bolsas de plástico en los
puntos de venta de bienes o productos, a excepción de las bolsas de plástico
muy ligeras.

b)
Los comerciantes cobrarán una cantidad, por cada bolsa de plástico que
proporcionen al consumidor. Para determinar el precio de las bolsas de
plástico, los comerciantes podrán tomar como referencia los precios
orientativos establecidos en el anexo I.

c)
Asimismo los comerciantes informarán a los consumidores de los precios
establecidos, exponiéndolos al público en un lugar visible.

2.
A partir del 1 de enero de 2020:

a)
Se prohíbe la entrega de bolsas de plástico ligeras y muy ligeras al consumidor
en los puntos de venta de bienes o productos, excepto si son de plástico
compostable.

b)
Se prohíbe la entrega a los consumidores, en los puntos de venta de bienes o
productos, de bolsas de plástico fragmentables.

c)
Las bolsas de plástico de espesor igual o superior a 50 micras contendrán un
porcentaje mínimo del 30 % de plástico reciclado.

Los
siguientes artículos de dicho Proyecto de Real Decreto, ya van encaminado al
etiquetado de las bolsas de plástico y al registro de las empresas fabricantes
de dichas bolsas y a su régimen sancionador, estableciendo que se será
sancionado de conformidad a lo establecido Ley 22/2011, de 28 de julio, en el
texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y
Usuarios y otras leyes complementarias, aprobado por Real Decreto Legislativo
1/2007, de 16 de noviembre, así como en la legislación de las comunidades
autónomas en materia de consumo.

Posteriormente
se incorpora el anexo I, en el que se fija un precio orientativo de las bolsas
de plástico, dichos precios son los siguientes:


Bolsas de espesor inferior a 15 micras destinadas a usos diferentes a los
enumerados en la definición de bolsas muy ligeras del artículo 3 d): 5 céntimos
de euro/bolsa.


Bolsas de espesor comprendido entre las 15 y las 29 micras: 10 céntimos de
euro/bolsa.


Bolsas de espesor igual o superior a las 30 micras: 15 céntimos de euro/bolsa.

Pero
han de tener en cuenta, que dicho Real Decreto a fecha de hoy, aún no ha sido
aprobado y publicado en el BOE, por lo que no ha entrado a formar parte del
ordenamiento jurídico español.

La
Directiva (UE) 2015/720 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 29 de abril de
2015, establece que, las medidas tomadas por los Estados miembros incluirán al
menos una de las siguientes:

a)
la adopción de medidas que garanticen que el nivel de consumo anual no supera
las 90 bolsas de plástico ligeras por persona a más tardar el 31 de diciembre
de 2019, y 40 bolsas de plástico ligeras por persona a más tardar el 31 de
diciembre de 2025, o un objetivo equivalente expresado en peso. Las bolsas de
plástico muy ligeras pueden excluirse de los objetivos nacionales de consumo.

b)
la adopción de instrumentos que garanticen que, a más tardar el 31 de diciembre
de 2018, no se entreguen gratuitamente bolsas de plástico ligeras en los puntos
de venta de mercancías o productos, a menos que se apliquen instrumentos
igualmente eficaces. Las bolsas de plástico muy ligeras pueden excluirse de
esas medidas.

A
partir del 27 de mayo de 2018, los Estados miembros informarán del consumo
anual de bolsas de plástico ligeras, cuando faciliten a la Comisión datos sobre
envases y residuos de envases de conformidad con el artículo 12.

A
más tardar el 27 de mayo de 2016, la Comisión adoptará un acto de ejecución por
el que se establezca la metodología para el cálculo del consumo anual de bolsas
de plástico ligeras por persona y se adapten los formatos de comunicación de
información adoptados en virtud del artículo 12, apartado 3. Dicho acto de
ejecución se adoptará de conformidad con el procedimiento de reglamentación
establecido en el artículo 21, apartado 2.

Al
no estar publicado en Real Decreto que regule esta directiva, y siendo que las
Directivas tienen un rango superior al Real Decreto, a lo único que hoy
estarían obligados los comercios es a que “no se entreguen gratuitamente bolsas
de plástico partir del 31 de diciembre de 2.018”, al menos, hasta que el
Proyecto de Real Decreto sea aprobado y publicado en el BOE.